¿TIENES MÁS DE 18 AÑOS?
Google+
'Eusko Label', el sello de calidad alimenticia vasca
Actualidad.

'Eusko Label', el sello de calidad alimenticia vasca

Aitor Azurki10/04/2019

Ha transcurrido más de un cuarto de siglo desde que comenzaron a comercializarse los primeros productos con esta marca de calidad vasca que distingue únicamente a aquellos artículos producidos, transformados y/o elaborados en Euskadi, cuya calidad, especificidad o singularidad superan la media. Actualmente son al menos dieciséis los alimentos y bebidas que se hallan dentro de dicho distintivo que lleva la K de Kalitatea por bandera.

Por todos y todas es sabido que la Comunidad Autónoma Vasca es rica en multitud de productos agroalimentarios; una tierra donde desde tiempos inmemoriales se trabajan en sus caseríos, montes y prados infinidad de materias primas que ya son parte indisoluble de la cultura vasca. Tomando como base dichas tradiciones gastronómicas y bajo estrictos controles así como reglamento, es la Fundación HAZI, dependiente del Gobierno Vasco, la que controla y certifica todos los productos Eusko Label.

Se trata, en concreto, de una entidad que trabaja en la identificación y distinción de ciertos productos agroalimentarios producidos, transformados y/o elaborados en la Comunidad Autónoma Vasca; artículos de una calidad, especificidad o singularidad que superan la media general del mercado.

Su principal objetivo ha sido siempre ser una fidedigna herramienta que garantice un exigente nivel de calidad, permitiendo a las personas que deseen consumir sus productos identificar el origen y la autenticidad de los mismos con total seguridad. Sin olvidar, por supuesto, la defensa del trabajo de los productores y productoras, para lo que la fundación promueve también una producción de calidad y sostenible para el medioambiente. No en vano, todo artículo con dicho sello se halla bajo un estricto reglamento técnico y diversos controles para su total cumplimiento. 

Eusko Label, desde 1993

Los primeros productos en adquirir este distintivo fueron el pollo de caserío vasco, la patata de Álava, el cordero lechal, la miel así como el pimiento de Gernika. Fue en el año 1993, concretamente. En aquella época, tras la entrada de España en la Unión Europea y la apertura de los mercados, la competencia aumentó, de modo que el Gobierno Vasco comenzó a aplicar políticas basadas en la calidad con distintivo identificativo por medio de las denominaciones de origen así como distintas marcas de calidad, tales como Eusko Label.

Actualmente, con el transcurso de los años, se ha visto que dicho camino estratégico de la distinción mediante la calidad certificada fue el acertado, ya que en el caso concreto de este sello vasco, a día de hoy son al menos dieciséis los alimentos y bebidas que lo portan. De hecho, dicha identificación de los artículos es fundamental para la fundación, máxime si tenemos en cuenta que nos encontramos ante un mercado globalizado, donde todo el mundo dispone de acceso a un sinfín de productos de casi cualquier origen. Con dicha característica seña de identidad, estos artículos de la Comunidad Autónoma Vasca con la K destacan y se diferencian sobre el resto. Porque Eusko Label, en definitiva, ofrece autenticidad.  

Una fundación pro medio rural

¿De dónde surge dicha entidad que rige Eusko Label? HAZI, con sede central en Álava, es fruto de la unión de las empresas Itsasmendikoi, IKT y Fundación Kalitatea, en concreto, fusionadas con el fin de impulsar la competitividad así como sostenibilidad del sector primario, alimentario, del medio rural y litoral vasco.

Se trata, exactamente, de una fundación que se creó como una herramienta del Departamento de Desarrollo Económico e Infraestructuras de la institución vasca, para la definición y el soporte técnico en la puesta en marcha de sus políticas. Por tanto, HAZI se encuentra al servicio del sector agroalimentario al objeto de apoyar la evolución sostenible del medio rural y litoral, la profesionalización de sus trabajadores y trabajadoras así como, por supuesto, la calidad de los productos.

Es por todo ello que actualmente se halla poco a poco ampliando su oferta de productos con una nueva gama de frutas y hortalizas, aunque el proceso para que un artículo sea distinguido es largo y costoso. Primeramente, se deben realizar una serie de trabajos previos como, por ejemplo, estudios del sector productivo y transformador, de los canales de comercialización, del mercado así como de la propia naturaleza del producto.

Partiendo de dichos análisis, la fundación procede después a la confección concreta de un reglamento con todas las características del artículo, producción, comercialización, envasado, etiquetado así como sistemas de control.

Nuevos productos, tradicionales eventos

Poco a poco desde HAZI se está impulsando también la comercialización de nuevos artículos elaborados con materias primas -como ingrediente principal- que ya disponen de la K de Kalitatea: patatas de Álava precocidas, albóndigas, redondo en salsa, carne albardada, lasaña… Novedosos y llamativos alimentos con los que se desea dar respuesta a las nuevas formas de consumo.

Por último, desde la fundación también se impulsan catas, degustaciones y asados en el marco de diversas fiestas así como eventos en distintas localidades vascas, siempre con el objetivo de divulgar el conocimiento de estos singulares productos tan unidos desde hace siglos a la propia tierra y a la cultura culinaria vasca.

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.